ÚLTIMAS ENTRADAS

Lugares: Londres


¡Londres!, ¡Qué bonita eres!
Tengo una lista desde hace tiempo, es la lista de los lugares a los que quiero ir, algunos de ellos son posibles, otros solamente lo serán si por Navidad me toca la Lotería, o si de repente me sale algún familiar cuya existencia no conozco, y que sea muchimillonario me nombre su heredera. Uno de los lugares que está en esa lista es Londres, una amiga me dijo "si vas a Londres, repites", y qué razón tenía.

Londres está de moda, bueno, siempre lo está, pero este año mucho más debido a los Juegos Olímpicos, es esa ciudad que puedes amar o puedes odiar, dinámica, extraña, cosmopolita, llena de cultura. Cuando me voy de viaje lo primero que hago es estudiar mapas, sobretodo de la zona donde está el hotel, buscar cosas para ver y marcar la guía de viaje con post-it de colores para no perder detalle, no concibo un viaje para ir a tostarse al Sol, creo que quienes hacen turismo de sol y playa están gastando a lo tonto su dinero (pero es suyo ¿no?),  no, yo tengo que tener constancia de que he estado en un lugar en concreto, no es que haya viajado mucho pero lo poco que he viajado lo he aprovechado. El caso es que mi amiga si que tenía razón, he ido a Londres, he repetido y repetiré porque en mi caso es una ciudad que amo.





Londres rezuma cultura por todas partes, son tantas las cosas para ver que es posible que no tengas tiempo de verlas todas, hay paradas que son OBLIGATORIAS, no te puedes ir de la ciudad sin haber visto determinados monumentos y museos, lo imprescindible es un edificio situado en el centro de la ciudad con una historia ENOOOOOORME, hablo del British Museum.

El British Museum es espectacular, en mi caso podría pasarme un día entero entre sus muros perfectamente, lo tiene TODO, pero tal vez para mí lo más importante o el tesoro más valioso que esconde ese museo sea los conocidos Mármoles de Elgin que son los frisos y las metopas del Partenón, entre otras cosas, que este tipo se llevó de Atenas, y habiendo estado en la Acrópolis de Atenas esta visita era más que obligada. Otro de los atractivos fue ver la famosa Piedra de Rossetta y la extensa colección de arte egipcio.

Hay muchas más paradas obligadas como el famosísimo museo "National Gallery", Buckingham Palace (muy pequeño si lo comparamos con el Palacio Real de Madrid), el Big Ben que es una de las paradas típicas londinenses, la abadía de Westminster, el Río Támesis, el City Hall que a veces tiene unas exposiciones geniales, y donde está el London Film Museum o Movieum que es una gozada, la famosísima noria London Eye desde donde puedes ver una amplia extensión de Londres, lo mejor es subir un día claro pero sin demasiado sol porque entonces despídete de las fotos, Hyde Park, Albert Music Hall, el Museo de Historia Natural, la Torre de Londres, el Tower Bridge, la Catedral de St. Paul, Trafalgar Square ... la lista es interminable.


Cabina, autobús y Big Ben
Otra de las paradas obligatorias son los mercadillos bien sea Nothing Hill, Covent Garden o en mi caso Camden Town, un mercadillo realmente inmenso, aunque hace unos años un incendio lo redujo casi a cenizas, puedes encontrar de todo, desde ropa barata, ropa graciosa, ropa de diferentes tribus urbanas, artesanía e incluso montones de comida.

En resumen, Londres es una ciudad que apasiona, es una gozada pasear por la zona de Picadilly Circus, o por Oxford Street, una calle de más de 2km con tiendas de todo tipo, acercarte hasta Forbidden Planet, la tienda friki más importante de todas, tomarte un chocolate caliente en un Starbucks, o un café. Irte de compras a Harrods, aunque mucho mucho no puedes comprar, tal vez la típica bolsa/bolso de tela plastificada y algún que otro recuerdo, comer en los buffets libres de diversos restaurantes asiáticos, o del Pizza Hut de Picadilly, bocadillos de albóndigas en el Subways (qué ricos), entrar en el London Trocadero, un edificio ambiguo de elegantes muros, entrar y encontrarte todo un espectáculo de luces de neón, aunque creo que querían convertirlo en un hotel, no sé si al final lo harán o no, ... subirte al metro o al "Tube" con mareas y mareas de gente, una locura.

En mi última visita, a una amiga y a mí se nos ocurrió ir a un sitio en concreto, incluso nos llevamos la reserva hecha ya desde España, un restaurante, el dueño es uno de los cocineros más famosos del mundo, Jamie Oliver, fuimos a cenar al Fifteen ... DELICIOSO, y un lugar muy muy agradable, lástima que él estuviera de vacaciones.

La noche cae sobre Londres ... (Foto: London SNAP)
Lo negativo de Londres es que es una ciudad bastante cara, y que si vas con intención de hablar inglés no es el lugar correcto porque acabas hablando más en español que en la lengua de Shakespeare, para comer lo mejor es tirar de restaurantes de comida rápida, y comerte el riquísimo Fish&Chips, y buscar una época adecuada para ir, eso de que en Londres siempre llueve es un topicazo, de hecho de las veces que he ido solamente me ha llovido ¡una tarde y en Primavera!, y mejor eludir ir en invierno, una de mis ocurrencias ha sido a pasar el Año Nuevo y ¡qué fríooooooooo!.

A que apetece Londres, pues está ahí al lado ;-)





CRÉDITOS:
-Fotos: Google y Wikipedia.
-Panorámica de Londres: London SNAP

2 comentarios

  1. Tengo Londres anotado entre los primeros destinos de mi lista xDD Pero eso, necesito un pariente muchimillonario, que me toque la bonoloto, o alguna cosa así. Ains...ascopobres! jaja

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Yo que quiero ir a Australia y a Estocolmo entre otros muchos lugares ... es que no toca nada, ni lo jugado.

      Eliminar

¡Un blog sin comentarios es un blog triste!, si comentas solamente pido dos cosas: respeto y no spam. Los comentarios en entradas que tienen más de 30 días están moderados.

Si te interesa puedes visitar la sección AFILIADOS :-) y dejarme tu link.

• No hay botón de editar (blogger, ¡quiero este botón!, ¡lo necesito!), si se te olvida decir algo no dudes en poner todos los comentarios que sean necesarios ;-)